Sin duda alguna nuestra fuente primaria de luz es el sol, sin embargo, cuando intentamos verla directamente, al dirigir nuestra mirada hacia él, no alcanzamos a ver nada realmente, salvo un resplandor blanco amarillento... Seguir Leyendo

Read more