Siempre he creido, y como psicoterapeuta familiar, que se necesitan cuatro abrazos al día para sobrevivir, ocho como mantenimiento y 12 para el crecimiento personal. Y tú, ¿cuántos abrazos das al día?

Read more